Macri: las tres autocríticas que hizo el expresidente de la Nación

El expresidente Mauricio Macri dio el lunes su primera entrevista a un medio nacional, luego de su salida del gobierno. Lo hizo en el canal Todo Noticias, en el programa “Desde el llano”.

Macri habló de varios meses, analizó la coyuntura y también hizo autocríticas sobre su gobierno y su paso por la Casa Rosada. Utilizó mucho la palabra “aprendizaje” y la relacionó con “experiencia” para “volver”.

A lo largo de unos 40 minutos, el expresidente comenzó valorando las marchas (como la del banderazo del #12O) y luego entró de lleno en lo que fue su administración.

La “herencia” no comunicada

Consultado por el declive que tuvo el Gobierno de Cambiemos desde 2017, Macri dijo que lo había pensado mucho durante este año. Y que “capitalizó los aprendizajes” para que Juntos por el Cambio “vuelva con otro tipo de experiencia”.

“Acá pasó algo muy importante, que fue el principio de todo. La campaña entre Daniel Scioli y mi persona, como candidato, fue muy basada en negar la situación económica que había en el país. Y con ese ímpetu llegamos al Gobierno, en esas pocas semanas que hay después de la segunda vuelta…”, recordó.

“Cuando empezamos a encontrar la información, porque que el Indec no funcionaba ya en esa época, encontramos al Banco Central con reservas negativas. Eso significa que se habían gastado algunos miles de millones de los depósitos de la gente. Empezamos a encontrar que teníamos deudas de todo tipo: con los holdouts, con el Ciadi porque íbamos a perder juicios. Con los jubilados. La Corte nos anotició que había que había que pagarle a las provincias un viejo reclamo que se le hacía el gobierno kirchnerista. Que no había energía… Ahí nos dimos cuenta que el Estado argentino estaba quebrado”, agregó.

Macri afirmó que, en ese momento, tuvo un “dilema”: “Decirles esa realidad crudamente a los argentinos, o apostar a ese brote de esperanza, de entusiasmo que había nacido en Argentina para empezar a reconstruir”.

“Opté, obviamente, por lo segundo. Y con el diario del lunes creo que me equivoqué”, reconoció.

“Tendría que haberle dicho, porque después de sucedieron los esfuerzos. Y esos esfuerzos fueron agotando a la ciudadanía. La verdad, los entiendo. Sé el esfuerzo enorme que hizo, especialmente, la clase media. Esta clase media que está saliendo a la calle con toda su dignidad. Empezó a sentir que el esfuerzo no terminaba nunca, y no tenía que ver con la expectativa que yo les había generado”, dijo Macri.

“Entonces, llegamos a ese 11 de agosto tremendo. El de las Paso. Con mucha gente agotada por lo que venía  remando y sintiendo que, de golpe, su presidente se había equivocado. Había equivocado el rumbo. Y que ese esfuerzo no demostraba que ese esfuerzo de trepara la montaña llegaba a algún lado. Y decidió volver al pasado. Entiendo las razones”, explicó.

Diciembre de 2017

Macri habló también del diciembre de 2017. Como un punto de inflexión.

“Dos meses después de haber ganado la elección asistimos a un espectáculo terrible. El massismo y el kirchnerismo colapsaron la primer reunión. (Emilio) Monzó tuvo que suspender una segunda reunión. Y en esa segunda reunión nos tomaron la plaza. Diez toneladas de piedra. Salió la ley, pero se quebró el Gobierno”, dijo.

“Todos entramos en una actitud defensiva”, afirmó Macri sobre diciembre de 2017.

“Empezamos a tener todo tipo de problemas. Leyes que teníamos que vetar porque eran todas contraproducentes para el país. Hostilidad creciente. Vino la sequía. Vino el problema de la financiación, con el conflicto de Trump y los chinos. Y ahí ya el modo defensivo me llevó a perder la capacidad de escuchar. A dejar de visitar a la gente en su casa, en su trabajo. Todo el gobierno estábamos igual”, describió.

“Eso nos fue como apabullando y dejó de explicar”, describió Macri. “Dejé de explicar el porqué estaba pasando cada cosa que estaba pasando. Esa combinación hizo que un porcentaje de la sociedad dijese: ‘Esto no va. Vamos a volver para atrás'”.

“¡Y recién recuperé esa capacidad de volver a comunicarme en las 30 marchas! Después de ese 24 de agosto histórico en el que vinieron a buscarme para decirme que tenía que seguir… Ahí la recuperé. Pero era tarde”, aseguró.

Negociación política

Luego, siguió mencionando la palabra “aprendizaje”.

“Ya que estamos con los aprendizajes, los puedo compartir con los argentinos. El otro que asumo es que, como Presidente, yo nunca pude haber delegado la negociación política”, explicó Macri.

“Yo la delegué en mi ala más política, con filo peronista..”, dijo Macri. En ese momento, Morales Solá lo interrumpió y le mencionó los nombres de Rogelio Frigerio y Emilio Monzó. “Sí, todo ese grupo… Tanto en la Cámara de Diputados como los gobernadores..”, fue la respuesta.

“Por más que yo, como ingeniero, estaba siempre tironeado por la mesa de productividad, que Vaca Muerta, que la exportación de la carne, que la logística o por viajar por todo el país para sembrar la semilla del federalismo, o ir por el mundo para poner a la Argentina en el mundo. O estar con Patricia (Bullrich) dándole a la lucha contra el narcotráfico… No es excusa. Tendría que haber puesto foco ahí”, dijo.

“Porque claramente se jugaba mucho en Argentina en el poder de convencer”, agregó Macri.

Según el expresidente, ese error imposibilitó llegar a “los acuerdos para transformar a la Argentina”. 

“Pero también, lo tenía que hacer como presidente. Y lo tiene que hacer cualquiera que vuelva a ser presidente. Pero yo tengo mis dudas que hubiera conseguido algo mejor que los que estuvieron encargados”, criticó Macri, volviendo sobre Monzó y Frigerio. 

ASUNCIÓN. Imagen de Macri el 10 de diciembre de 2015. (La Voz/Archivo)
CONGRESO. El ataque de militantes kirchneristas contra el Congreso fue un punto de inflexión, según Macri. (La Voz/Archivo)
¿JUNTOS? Frigerio y Monzó, duramente criticados por Macri (La Voz)
CRÍTICA. Macri criticó a Rogelio Frigerio, su ministro del Interior. (La Voz/Archivo)
ASUNCIÓN. Imagen de Macri el 10 de diciembre de 2015. (La Voz/Archivo)
¿JUNTOS? Frigerio y Monzó, duramente criticados por Macri (La Voz)
CONGRESO. El ataque de militantes kirchneristas contra el Congreso fue un punto de inflexión, según Macri. (La Voz/Archivo)